martes, 13 de enero de 2009

MUSSA INSPIRADORA



Desde 1972, Juan Ricardo Mussa se presenta en cuanta elección se cuadre, con la misma vehemencia de esas mariposas que se estrellan una y otra vez contra la única lamparita incandescente de una borrachería. Este año vuelve al ruedo con renovados bríos. Juanri es un ejemplo de convicción y autoestima para cualquier Caniche.

¿Quién no recuerda al Mussamóvil surcando las rutas argentinas? Millones de Caniches vieron pasar alguna vez esa suerte de zeppelin rodante, transportando al CANDIDATO ETERNO hacia destinos inciertos y poco épicos. Ahijado de Jorge Antonio y actual fabricante de piletas de lona, Juan Ricardo Mussa viene postulándose a Presidente y otros cargos desde hace exactamente 37 años. El Mussamóvil ya recorrió más de 200 mil kilómetros, pero Juan Ricardo nunca llegó reunir siquiera el 1% de los sufragios; es decir, no sabe lo que es mojar la vainilla electoral. A este paso, la masa sudorosa sospecha que, de exiliarse, lo haría en un bicíscafo de los que se alquilan en el Rosedal. No obstante, el síndrome de Ulises no abandona a Mussa. Pletórico de optimismo, este año vuelve al ruedo con renovados bríos desde su sitio web, http://www.mussa2009.com/, al que cualquier Caniche puede acceder desde su P(erón)C(umple), el ordenador justicialista a energía hidráulica creado por el ingeniero Huergo.

Desde allí, Juan Ricardo se define como “el candidato de la gente” y esboza el siguiente apotegma: “Es posible realizar la autocracia económica sin llegar a autarcía total; sin embargo, ésta no se puede conseguir sin obtener antes la autarcía”, un planteo que haría darse la cabeza contra el espejo del baño al mismísimo Dalai Lama. Además, se autocalifica Peronista, aunque alejado de los demás candidatos (sobre todo en las cifras), propone que se someta a juicio político a la Presidenta Cristina y que se declare “Héroe Nacional” al vicepresidente Julio Cleto Cobotón, e informa que ha “donado piletas de lona a distintos sectores carenciados del país”. Algunos rumores advierten también sobre un proyecto para cambiar el nombre de “Avenida del Libertador” por el de “Eduardo Buzzi, Primer Maoísta Gaucho”. Para acentuar aún más las contradicciones, sepa el lector que Mussa se reconoce “hincha de Boca y de Chacarita”. Sin embargo, y a pesar de todo, los Caniches creemos que Juanri se ha ganado un rinconcito en el OLIMPO JUSTICIALISTA, aunque más no sea en la piecita del fondo.

Viejo lobo de mar

Despechado, en 1999 Mussa se abrió del PJ. “Me fui porque no me siento representado, cumplimos con todos los requisitos para pelearle la candidatura a Duhalde, pero nos estafaron”, se quejó entonces. Se postuló a presidente por la Alianza Social Cristiana, y sacó el 0,17% de los votos. En 2003 insistió con la presidencia, esta vez por Unidos o Dominados, alcanzando el 0,21%. Ese mismo año no le fue mejor en Capital: cosechó el 0,09% con Acción Ciudadana, la ex lista de los irascibles Jorge Colotto y Alejandro Biondini hijo.

En la campaña presidencial 2007, bajo el eslógan “Para acabar con los pingüinos, tenemos un viejo lobo de mar”, arengó a “eliminar todos los subsidios, las retenciones y el impuesto al cheque, a darles la plata a los pobres para que se construyan sus propias casas” y a solucionar la crisis energética cambiando el huso horario, “como en todo el mundo, pero mucho, hasta cuatro horas”. ¿No será demasiado Juanri? La fórmula fue Mussa-Nespral, lista Confederación Lealtad Popular, que –entre otros dislates– promovía un “examen de las vías respiratorias de todos los candidatos” para verificar si eran adictos a la cocaína. Simultáneamente, en un alarde matemático, se presentó en otra lista, Lealtad y Dignidad, con fórmula invertida: Nespral-Mussa. El resultado fue el 0,07% de los votos. A propósito, el periodista Julio Blanc escribiría por entonces: “No tendrá licencia para matar, como James Bond, pero el 0,07 no se lo saca nadie”.
Ahora, uno de sus cyber-afiches dice "No lo conocés porque no sale en revistas de la farándula". ¿Y por qué no? Sería interesante verlo haciendo "caño" con monseñor Laguna en "Bailando o algún otro gerundio por un sueño". En fin, tómenlo o déjenlo a JUAN RICARDO, nuestra MUSSA INSPIRADORA.

Puchi & Canela
Los Caniches de Perón

1 comentario:

  1. MUssa es claramente un referente de la derecha peronista. trabajé para el en una fabrica de ropas sonbre av entre rios Ciudad autonoma de bs as,el señor ademas de ser un explotador, tampoco daba un "buen día! cuando pasaba a 2 metros....solo tenia trews muchachos que le pegaban carteles por el barrio....un politico burgues solo eso.

    ResponderEliminar

Volvemos a dejar libre la posibilidad de comentarios. Estuvimos obligados a moderarlos por la cantidad de trolls que intentaban desvirtuar el debate. Pero bueno, preferimos que sean ustedes mismos los que, coincidan con nosotros o no, pero perticipan de buena leche; quienes ignoren a los tontos o maquinas de ensuciar, hasta que eliminemos su mugre.