martes, 16 de marzo de 2010

CRISTINA: "HAY QUE MIRAR PARA ADELANTE, PERO CON ESPEJO RETROVISOR"

Hoy anduvimos olfateando la flamante Casa del Bicentenario, un espacio de primer nivel que inauguró con varias puestas espectaculares: las muestras “Muchas voces, una historia. Argentina 1810-2010” y “Mujeres. 1810–2010”, más videoinstalaciones, instalaciones, esculturas musicales de León Ferrari, danza, proyecciones, música, de todo. Un ámbito que de ahora en más ofrecerá cine, teatro, performances, exposiciones, música, visitas guiadas, espacios de reflexión y mucho más. Puede que parezca una propuesta de Nico Nuca, pero les garantizamos que no lo es. Acérquense, pasen y vean.

Esta vez, para alegría del gorilaje, no se cantó la marcha a pesar de las insinuaciones de peronismo explícito del cumpa Martín García. “La cultura no es una unidad básica”, se quejaron cuando asumió Coscia. Seguro gorilines, la cultura no es una unidad básica, pero una unidad básica es, indefectiblemente, cultura. Como el chori o el bombo.

Mientras desfilaban pilas de compañeros y amigos –a algunos fue gratificante volver a verlos después de tantos años– apareció ELLA. Y les garanto que, como en el tango, “se paraban pa’ mirarla”.

La Casa del Bicentenario es “un espacio inédito de reflexión en la ciudad de Buenos Aires” dijo Cristina y arrancó pegando: “El primer objeto de debate vamos a ser nosotras, las mujeres. Y cuando digo objeto no es que me equivoque, porque algunos y algunas todavía nos tratan como objeto”. Y aclaró que la segunda muestra versará sobre los proyectos económicos que tuvo la Argentina en estos 200 años. “El objetivo deber ser la igualdad de oportunidades y la equidad que en estos 200 años no le hemos dado a los argentinos”.
Rol fundacional del Estado: “No somos todos iguales, pero todos tenemos derecho a tener las mismas oportunidades, y esto lo debe asegurar el Estado que nos representa a todos. Por eso, la primera pauta fundacional debe ser admitir el rol del Estado en toda sociedad moderna. Hasta hace poco se discutía cuánto Estado era necesario y que cuanto menos Estado mejor, idea que primó en la globalización que se derrumbó en el último trimestre de 2008. El Estado es garantía imprescindible para un proceso de equidad y equilibrio en la relación de fuerzas."

“Es tramposo dejar librado a las fuerzas del mercado el signo de igualdad de capacidades, es un argumento que disfraza las intenciones de aquellos que proclaman al mercado como gran mediador”.

Memoria e identidad: “Algunos dicen que sólo hay que mirar para adelante, yo también digo que hay que mirar para adelante, pero con espejo retrovisor para hacer un aprendizaje de lo que pasó. No tengo una visión integrista de la historia, pero creo que una de las características de estos 200 años es que nunca hemos tenido un debate serio acerca de que país queremos, en qué sociedad queremos vivir y estos 200 años son una oportunidad para construir definitivamente un proyecto de país y sociedad. Otras sociedades han podido construir una identidad desde la diversidad. No se puede estar en la vereda de enfrente cuando se defienden los intereses de la Nación para vivir en una sociedad más justa, más equitativa”.

Debate o muerte: “Creo en el debate, en el único lugar donde no hay conflicto es en el cementerio, allí nadie discute. Hay que seguir discutiendo, debatiendo, es el desafío de la vida”.

Caniche Pipo
Fotos: Caniche Julián

3 comentarios:

  1. Hermosa, inteligente y.......... peronista!!!!!!

    LA AMO!!!!!!!!!

    Saluditos
    Ivana

    ResponderEliminar
  2. La merluza de la Cristina?
    Que porqueria, vamos Cris comete el pescadito de tu querido esposo.

    ResponderEliminar
  3. manguera48@yahoo.com.ar17 mar. 2010 17:13:00

    Piola, canchera, linda, inteligente, dulce, compasiva, firme, y por sobre todas las cosas, muy pero muy peronista.
    Cristina, sos de las pocas personas que me hacen sentir ignorante muy seguido.
    Néstor es mi ídolo, tener una mina así, no cualquiera!
    Abrazo caniches.

    ResponderEliminar

Volvemos a dejar libre la posibilidad de comentarios. Estuvimos obligados a moderarlos por la cantidad de trolls que intentaban desvirtuar el debate. Pero bueno, preferimos que sean ustedes mismos los que, coincidan con nosotros o no, pero perticipan de buena leche; quienes ignoren a los tontos o maquinas de ensuciar, hasta que eliminemos su mugre.