domingo, 14 de marzo de 2010

SIGLO XXI CAMBALACHE

Creo no queda otro título que grafique mejor a esta oposición que tenemos, sobre todo la que conduce el Agente Naranja impresentable, enviciada –a falta de capacidad– en esta cuestión de judicializar la política, no sólo en casos puntuales sino también en lo que atañe a la conducción del país por el Ejecutivo Nacional. Toda medida tomada por la Presidenta es llevada a la Justicia, con lo cual, según el criterio de la oposición en general y de la Coalición Cívica en particular, el país debería ser gobernado por jueces, algo que se da de trompa en una república, ya que existen medidas que son “no justiciables”.

El Gobierno tiene autonomía para tomarlas, sobre todo porque posee legalidad y legitimidad otorgada por el voto del pueblo. Solo pueden ser objetadas en el marco la política, son la oportunidad, el mérito y/o la conveniencia. Claro, este permanente recurrir a la Justicia es el producto de que este rejunte carece de una línea política. Su política se sustenta en una constante negación hacia todos los proyectos. Pero los de ellos nunca aparecen, ¿o será que los esconden por eso de “si hubiera dicho lo que iba a hacer no me votaba nadie”?

Con esta nota quiero contribuir un poco más a reflejar la confusión en la que se mueven estos obtusos dirigentes de la Coalición Cívica. El día 5 de marzo apareció en el diario LA NACION un artículo del periodista Martín Kenenguiser que describe un nuevo pago al Banco Interamericano de Desarrollo, con reservas del Banco Central, desconociendo el fallo judicial contrario a esta medida, obviando en dicha nota –o por lo menos así lo demuestra– que el decreto 1599/05 del anterior presidente Néstor Kirchner, aprobado por ley, posibilitaba el pago con reservas a un organismo internacional de crédito, en ese caso al FMI, pero no permite el pago a bonistas o entidades particulares.

En ese momento también escuchamos muchos argumentos esgrimidos hoy por los mismos medios. Lo increíble del artículo es esta frase: “Calificadas fuentes del Ministerio de Economía indicaron a LA NACION que hoy se cancelarán compromisos por US$ 108 millones con el Banco Continental, que preside el colombiano Luis Alberto Moreno”. Cuando se refiere al “Banco Continental” habla en realidad del Banco Interamericano de Desarrollo (BID). Hay un error gramatical: “banco” actúa como sustantivo y “continental” como adjetivo calificativo. No debió haberlo puesto con mayúsculas (así figura en la nota), actuó como nombre propio. De ese error y de esa nota se valió la Coalición Cívica para presentar una denuncia penal contra la presidenta Cristina Fernández de Kirchner y contra todo el Gabinete, incluida la presidenta del BCRA, Mercedes Marcó del Pont, sin reparar en ese error, confundieron al BID, que es un organismo internacional de crédito, con el inexistente "Banco Continental", un mamarracho.

La C.C. presentó un escrito ante el juez federal Sergio Torres en el que denuncia que “desde el Ministerio de Economía de la Nación se habría dispuesto el pago de una deuda por la suma de U$S 108.000.000 al Banco Continental, pese a la orden vigente de la jueza Rodríguez Vidal”.

Esa nota con el error gramatical es la única prueba presentada ante la Justicia. Ni tiempo se tomaron para cotejar la información. Así actúa esta impresentable oposición. Los nombres que figuran en dicha denuncia son: Patricia Bullrich, Hilma Re, Juan Carlos Vega y Fernando Iglesias. Entendamos esta relación: cuando los patrones de los medios dicen o escriben algo, los empleados –en este caso Diputados de la Nación– obedecen.

Ver nota de LA NACIÓN

Caniche Julián

2 comentarios:

  1. Hola Julián, a la presidenta le pasa lo mismo, lo mismo que a Evita. La imagen de "mina", linda fuerte inteligente, peleadora, preparada para dar cada discurso a la altura de un Ministro o un experto en la materia, no encaja con la cultura establecida por el gorilaje porteño a saber: Cuanto más puta, más glamorosa, cuanto más deserebrada, mas taquillera.
    A Evita le cuestionaban el pasado y a Cristina, que se compre carteras y se ponga colágeno. Nadie habla de que llegó más lejos que ningún presidente democático hasta el momento. Fue con los tacos de punta contra los monopolios, dueños de la información del país, contra los golpistas vende patria y contra un muntón de basura, que se metió solita en una bolsa y se hace llamar oposición.
    Besos LA TOBA

    ResponderEliminar
  2. manguera48@yahoo.com.ar16 mar. 2010 17:08:00

    La Toba: Totalmente. No la conocí a Eva, pero en algo es igual Cristina, pocas veces alguien ha repugnado tanto a los repugnantes.
    Porque no jodamos, a Eva la odiaban los oligarcas, y a Cristina tambien.

    ResponderEliminar

Volvemos a dejar libre la posibilidad de comentarios. Estuvimos obligados a moderarlos por la cantidad de trolls que intentaban desvirtuar el debate. Pero bueno, preferimos que sean ustedes mismos los que, coincidan con nosotros o no, pero perticipan de buena leche; quienes ignoren a los tontos o maquinas de ensuciar, hasta que eliminemos su mugre.