domingo, 1 de noviembre de 2009

APRENDIENDO PERONISMO

Es bueno que algunos empiecen a entender de qué se trata el Peronismo y cuál es su forma de aplicar política. Me refiero al presidente de la Sociedad Rural Argentina, quien en la inauguración de una muestra rural en San Luis, estancia cuasifeudo de los Rodríguez Saa, esbozó algunas frases que, aunque parezca mentira, resultan muy interesantes, claro está, si podemos leer entre líneas. Dijo Biolcatti: “Si tienen algún día respuestas concretas, que nos llamen. Si no, encontraremos la manera de luchar por lo que es nuestro”.

Claro, la realidad dice hoy otra cosa: que están casi a la deriva, que no pueden marcar agenda como lo hicieron en 2008, que sus aliados políticos están con algunos problemitas de consenso, y sus amiguitos mediáticos ni hablar, están enfrascados en una “guerra santa” full time cuyo sujeto es el diseño de ataques al gobierno nacional. Poco pueden hacer, entonces, por los patroncitos con olor a bosta.

Además, según La Nación de ayer, el tambero subsidiado por todos nosotros (para algún distraído vale aclarar que este gran señor que se mueve en avión privado, cobra subsidios a la producción de leche) reclamó
“eliminar los impuestos distorsivos y fijar un sistema impositivo y un tipo de cambio justo, universal y equitativo para todos los sectores”. Se supone, porque no lo aclara, que esos “impuestos” son las retenciones, que distorsionan la capacidad de acumular riquezas de esta casta ociosa de estancieros.

Nada dice Biolcatti de los innumerables aportes del Estado Nacional a las grandes producciones, como por ejemplo las suyas. Parece que eso no distorsiona nada ¿Será así como quiere solucionar la pobreza a la que aludió en el discurso inaugural de la muestra de Palermo? Pero lo interesante es que propone “un tipo de cambio justo”, otro de los temas que no aclara. ¿Cuál será su visión de justicia? ¿La de la Sociedad Rural Argentina? Porque hay algo claro: cuanto más alto es el tipo de cambio, mayores beneficios tienen estos exportadores, y más alto es el índice de precios, ya que éstos se mueven al ritmo de la moneda verde, lo cual redunda en mayor pobreza.

Además, esa insistencia de liberar los mercados para la salida de los productos agricologanaderos –lo cual haría perder la soberanía alimenticia del país–, sumado al achicamiento del mercado laboral –tengamos en cuenta que ocupa sólo un tercio de la Población Económicamente Activa– es claramente recesivo y distorsivo. Distorsiona la calidad de vida de las poblaciones, sobre todo las más vulnerables, que tanto preocupan a la oposición y a la Iglesia y nada hacen en la realidad para solucionarlo. Lo que sí hacen es apoyar los reclamos de esta clase opresora, son sus socios. Su política es muy clara: achicar los recursos e ingresos al fisco, sacarle la posibilidad de manejar las políticas económicas al Estado Nacional.

No obstante, el eje de la nota y el párrafo más importante es el siguiente: "En la Argentina de los Kirchner todo el poder se ejerce desde el Estado Nacional, y en forma clientelista y discrecional”. Qué buena definición, Biolcatti, del país gobernado por el Peronismo. Sí señor, éste es un gobierno peronista con todas sus características, donde se ejerce el poder desde la Casa Rosada, desde una Presidenta electa hasta el 2011, con la obligación de ejercer PODER, así de sencillo. Esto es lo que más les molesta, que no son ustedes los ejecutores, como lo fueron durante tantas dictaduras y determinados períodos democráticos, dictando las medidas desde el atril en la tribuna palermitana. Mientras nosotros estemos en el poder, no hay posibilidad de extorsión. Seguirán intentando, pero seguiremos tomando la iniciativa, con Cristina Fernández de Kirchner a la cabeza y con la base de una militancia que sostiene este proyecto de País con Mayúscula. Por eso es bueno que vayan aprendiendo algo: ESTO ES EL PERONISMO, GORILAS…

Link de la nota de La Nación (“La SRA ratificó que no se volverá a reunir sino para escuchar respuestas”):

http://www.lanacion.com.ar/nota.asp?nota_id=1192878&pid=7648433&toi=6262

Caniche Julián

3 comentarios:

  1. Y mientras tanto: QUE LA SIGAN MAMANDO!!

    ResponderEliminar
  2. El tambero Biolcati que tanto reniega de los controles de la ONCCA y se refiere a ella como organismo de corrupción, se encuentra cobrando el subsidio de la leche que es solamente para tambos de menos de 14.000 litros, cifra que los tambos de Biolcati exceden largamente. Pronto publicaremos un informe más detallado sobre este tema.

    ResponderEliminar
  3. Posteo de la hostia Juli, a escribir más seguido !!!!

    Conceptualmente el ESTADO DEBE EJERCER EL PODER, o sea Biolcatti está en lo cierto, el Estado está funcionando como corresponde.

    Un impuesto que no ayuda a la redistribución es un impuesto que es aplicado a todos sin distinción, ejemplo el IVA que pagan los ricos y los pobres en igual medida aparentemente, pero no es así porque el pobre se consume todo el sueldo en alimentos y paga Iva en todo, con todo el sueldo.

    Tipo de cambio, el tipo de cambio que estamos manteniendo muy alto es para asegurar las reservas del Banco Central, pero no es el tipo de cambio real. Es una política fijada por el Banco Central que tiene sus beneficios y sus perjuicios. Los beneficios los está recibiendo el sector agroexportador. Los perjuicios todos los demás argentinos.


    Liberar al sector agroexportador?? Acá se exporta todo lo que se puede no hay que olvidar que para los mercados internacionales hay reglas que los sectores productivos deben cumplir para entrar en ellos. Ejemplo carne, no se puede exportar carne de feed lot.
    Todos los que producen para el mercado internacional lo exportan sin problemas. Esto de que no los dejan exportar es una mentira.
    Dejen de mentir la realidad es que hasta para vacunar el ganado hacen un tremendo escándalo porque no quieren pagar una vacuna. Son miserables.

    Biolcatti tremendamente rico dividió su gran estancia en tres partes y así consiguió entrar a cobrar subsidios de la ONCCA, porque por supuesto no le correspondía porque era para los pequeños productores. Eso es robarle al Estado.

    Algo más acá no se exportan alimentos casi, desgraciadamente, solo materias primas, falta valor agregado y esa es una deuda del sector productivo privado que una vez que cobran los cuantiosos dólares de la soja se dedican a construir edificios, en Córdoba pasa eso. O sea no reinvierten en su empresa, se van al rubro más cómodo que es vivir de rentas.
    saludos juli !!

    ResponderEliminar

Volvemos a dejar libre la posibilidad de comentarios. Estuvimos obligados a moderarlos por la cantidad de trolls que intentaban desvirtuar el debate. Pero bueno, preferimos que sean ustedes mismos los que, coincidan con nosotros o no, pero perticipan de buena leche; quienes ignoren a los tontos o maquinas de ensuciar, hasta que eliminemos su mugre.