lunes, 30 de marzo de 2009

CHARLY, sólo para decir: "estoy vivo"

Alegría y angustia, eso me pasó cuando te vi, todos los que te reputaban estaban en vivo transmitiendo. El desubicado e incorrecto artista se puede "curar", aleluya hermanos. Se lo ve bien, está mas saludable, decía la monada mediática. Qué sé yo, al parecer te están controlando el balero, toda la "pasta" legal parece que hace efecto, pero no sé... hay algo que me dio pena. Quiero que estés lo mejor posible, así como me siento yo cuando escucho algunas canciones tuyas, lo mejor posible. No sé, algo no me gusta... no sé por qué me acordé de la película "Atrapado sin salida", la de Jack Nicholson. ¿Te acordas cuando vuelve del electroshock? Estaba retranqui, su cerebro quedó esponja, y del indio haciendo justicia con la almohada, no podía verlo así, ya no era el mago que transformaba la angustia en alegría.
Parece que tu cabeza se va a portar mejor si seguís el tratamiento. Las drogas que te dan son legales y parece que curan la salud, no como las otras, que sólo "te evaden de la realidad". Así dicen los que saben, los médicos, los psiquiatras, los canas, los periodistas, los curas.
Pero hay algo que no me cierra... ¿Cómo harás ahora para vivir tan correcto de la cabeza y tan incorrecto del alma? Qué hacer con la angustia que a los cuatro años te llevó a sentarte delante del piano y no para? ¿Quién cura eso?
Ojalá puedas seguir haciendo tu música, esa belleza para nosotros, ese Pancután* del infierno para vos.
Mucha suerte hermano.
*Pancután: crema para quemaduras

1 comentario:

  1. Sabes que ?a mi me dio la misma impresion tenia ganas de decirle veni charly vamos a la esquina y agamonos un buen pico de quetalar y que se pudra todo!!

    ResponderEliminar

Volvemos a dejar libre la posibilidad de comentarios. Estuvimos obligados a moderarlos por la cantidad de trolls que intentaban desvirtuar el debate. Pero bueno, preferimos que sean ustedes mismos los que, coincidan con nosotros o no, pero perticipan de buena leche; quienes ignoren a los tontos o maquinas de ensuciar, hasta que eliminemos su mugre.