martes, 17 de marzo de 2009

VELEIDADES Y ESPEJISMOS DE LA CLASE MEDIA ARGENTINA


CAPÍTULO 1: "EL PI"
“Somos la patota del doctor... Oscaaar Alende / largue todo y venga volando / que se está gestando la revolución.” Estos versos, que hoy bien podrían cuadrar en un musical de Cris Morena, supieron retumbar con fuerza en universidades, peñas, marchas y, por supuesto, los característicos cierres de campaña que el Partido Intransigente supo organizar en Plaza Once allá por los ‘80. Fueron épocas doradas para el clarificante “Bisonte” y personajes como Raúl Rabanaque Caballero o el dirigente juvenil Franco Quinziano. Tal fue el “boom” del PI por aquellos años. A modo de ejemplo, quien suscribe recuerda que, en una marcha organizada en defensa de los derechos humanos, circa 1985, la columna del PI era tan numerosa que encabezaba el desfile con sus banderas rojinegras. Cuando quisimos pasarla con los muchachos de la JP, nos cruzaron los palos y se armó la rosca. Pero, nobleza obliga decirlo, ese día nos doblaban en gente.

Cinco años después, el efervescente “Tercer Movimiento Histórico” se desvanecía como una galletita empapada en café con leche por un torpe colegial. La ecuación es simple: si no “nace desde el pie”, como cantaba Don Alfredo Zitarrosa, no sirve. Son las típicas veleidades de la clase media “progre”. Ya lo decía el General Perón: “si usted se va a vestir no va a empezar por los zapatos; primero se pone las medias, luego los pantalones… etc.”. Para los militantes de los ‘80, Alende empezó siendo Ho-Chi-Min y terminó convertido en un viejo decrépito funcional a Menem que se dormía y se orinaba en las sesiones de Diputados. Eh, intransigentes, ni lo uno ni lo otro. Alende era un viejo piola con el que uno se podría haberse tomado un vino en un cafetín de Avenida de Mayo. El resto lo inventaron ustedes, y así les fue. Si necesitaban encontrar un papá hubieran ido a “Gente que busca gente”.

Somos nacionales y populares pero socialistas, revolucionarios de izquierda. Somos nietos del radicalismo e hijos del peronismo, pero intransigentes. Ponémela, pero un poquito. Sacámela, pero no toda. Un espejismo que condujo, irremediablemente, a una crisis de identidad. El caso es que en 1983 el PI se constituyó en la tercera fuerza nacional, y en 1985 cosechó un millón de votos en las legislativas. Se había conformado como partido independiente en 1972, birlándose el adjetivo “intransigente” de la UCRI. Entre el ocaso de la última dictadura y los albores de la democracia, el PI atrajo a comunistas, socialistas, “perros”, troskos bajas calorías, ex montos desencantados, socialdemócratas y, sobre todo, a muchos pibes que recién comenzaban a militar y no se sentían representados por los partidos tradicionales. Una bolsa de gatos. Lo que falló, como solía decirse en aquella época, fue la "síntesis ideológica". Eso sí, aportaron muy lindas minas al “entramado político horizontal”. Luego de la debacle interna, los militantes del PI supieron nutrir las filas del Frente Grande y el Frepaso, que a vez sufrirían su propia diáspora, convirtiéndose en militantes errantes crónicos.

Hoy, algunos lo llaman Partido Inmobiliario, porque sobrevive alquilando los muchos locales que supo acumular en épocas de bonanza. Quien lo desee, puede visitar la página web del partido,
http://www.pi.org.ar/, que es algo así como el Museo del Gaucho en San Antonio de Areco ¿Dónde están ahora aquellos militantes del Tercer Movimiento Histórico? Por suerte existe el “Facebook”, así pueden ir encontrándose y mandándose fotitos, panzones y abrazados a un cocker.

8 comentarios:

  1. Es parte de mi historia personal, en la apertura democrática terminando la secundaria.
    En primer lugar hay que hubicarse en el momento histórico, la apertura democrática y el contexto internacional, un Fidel vital, las revolución Sandinista y el FMNL. El cantito no era de Cris Morena (que en esa época estaba fuerte) era de Clemente.
    ¿Donde están ahora?
    Por todos lados.
    La mayoría abandonó la militancia política. Los que no, algunos en el peronismo, otros estuvieron con Menem, con De La Rua, con Carrio y ahora con los K, son funcionarios o burócratas del gobieno nacional o de gobiernos provinciales K.
    También están los patria libre que acaban de irse.
    Con algunas cosas del post coincido, con otras no.
    Yo a la vez que era algo así como del ala derecha y a su vez conciente de la limitación pequeño burguesa les preguntaba a los compañeros si realmente creían que estaban haciendo la revolución y sí se lo creían.
    Discrepo con lo de tercer movimiento histórico, salvo que la memoria me haga una muy mala pasada fue un pecado no cometido, esto fue un delirio radical promovido por Enrique Vasquez y retrucado por José Pablo Feinmann proponiendo el liderazgo de Ubaldini. El pecado que si se cometió fue el del alternativismo, una de las tantas variantes de gorilismo.
    Coincido con Ud en el rescate del Dr Alende, un grande del que aprendí de sus errores. El profesaba un verdadero frentismo, nunca un café en avenida de mayo pero si charla en una convención nacional.
    El post describe bien el caracter aluvional del partido en el año 83, un partido en la que su estructura dirigente en el 83 era la UCRI y la falta de experiencia en “real politik” del aluvión era generalizada, no sólo por los pibes sino también por los setentistas.
    Da para un par de tesis en facultades de ciencias políticas.
    El error de Alende fue no conducir, en el colmo de su republicanismo dejó la presidencia del partido en el año 85.

    ResponderEliminar
  2. Lo de las minas en total acuerdo.

    ResponderEliminar
  3. Muchachos: no sé quien hizo esta nota, pero me parece un analisis bastante superficial de lo que en un momento constituyó una válida opción en el campo popular, en los 80', y superadora de las viejas y falsas antinomias y de los dos mov. históricos. Más allá de cómo terminó la experiencia del PI (coincido en que hoy es sólo un sello y una serie de locales de alquiler), se siente la ausencia de una izquierda nacional, popular y democrática. Por eso, la gran mayoría de los que participamos en el PI y JI reivindicamos nuestra militancia en ese espacio, no nos engañamos con el "doble discurso" y el progresismo declamado y seguimos bregando por recomponer un espacio participativo, nacional, popular y revolucionario. Ese es el espacio que debe reconstruirse. Al igual que luego el FREPASO y el ARI, al PI se los fagocitó el Justicialismo. Por eso ahora, como dicen en el logo del blogg,a la izquierda de PJ "no hay nada", precisamente porque se preocuparon de que no existiese ningún espacio creíble, a la izquierda del peronismo. Si no sos peruca, "sos gorila", esa es la disyuntiva que han instalado.
    Un dato que les falta. Lei por ahi loa años en lso que el peronismo ganó elecciones. No se olviden que en el 89 y 94, con el Turco Menem, el peronismo estuvo en el gobierno, destruyó el empleo y privatizó los recursos nacionales . No tengan memoria selectiva! La autocrítica es un sano ejercicio!

    ResponderEliminar
  4. Anónimo del 26 de abril:
    No es el peronismo el que se preocupa que no exista nada a la izquierda de él, durante el menemato la izquierda tuvo la posibilidad de ser la alternativa Nacional y Popular para salir de la traición del Turco por izquierda, pero terminaron apoyando desde la Alianza a De la Rua.
    No entender la historia y menos al Peronismo los deja siempre fuera del poder.
    Va con todo respeto, yo siempre los consideré compañeros del Campo Popular, pero que equivocaban el analisis y erraban en las respuestas.
    Acordate que el Bisonte terminó apoyando a Duhalde en Provincia de Buenos Aires y ahí comenzó a desintegrarse el PI, una vez que jugaban al poder real se borraron.
    Hay que saber enmierdarse en el poder sin que te guste el olor y sin perder las convicciones, pero para cambiar la relación de fuerzas hay que meterse en la mierda, no queda otra, sino quedas como una fuerza testimonial, que poco molesta a los dueños del poder.

    Un saludo compañero, y sigamos la discusión.
    El Caniche Chino.

    ResponderEliminar
  5. Uh, siempre me consideraste dentro del campo popular, compañero? Ahora duermo màs tranquilo...
    Què pijerto que sos, posteando en tu blog eleccionario sobre un partido juràsico y desaparecido, 25 años después y tan esclarecidamente. Y vos dònde estabas en el 85? Con la izquierda peronista del viejo Saadi? En la misa con Cafiero? Con el escribano Bittel? Ah, no, te estabas cogiendo minitas de todos los partidos, cierto.
    Bueno, hablemos después de las elecciones, y asì charlamos acerca de a quièn le entró qué por dónde, pastenaca.

    ResponderEliminar
  6. Che anónimo 8 may 2009:
    Me parece que no tenés muchas ganas de discutir política, creo que todavia te dura el panic-poder-progre.
    Pero te voy a contestar algunas cosas:
    1-El blog no es eleccionario es político,con una definición claramente Peronista para que quede claro desde que ideología
    planteamos nuestra verdad relativa.

    2-Del PI opinaba lo mismo en el 85, quizas ahora me regodeo de no haber equivocado mi opinion en aquellas épocas.

    3-En esos años militaba en el Movimiento Peronista igual que ahora, ni con Cafiero, ni con Saadi, ni con Bittel a quienes igual siempre respeté como dirigentes, aunque tuviera algunas diferencias con ellos.

    4-En el 85 me cogía minitas de todos los partidos, pero sobre todo del PI, pero cuando quería una mujer bien mina buscaba tener suerte entre las compañeras Peronistas, que son las más bellas, nobles, solidarias e inteligentes de todas las minas.
    Cuando quieras discutir política mandá algo y lo discutimos.

    Saludos.
    El Caniche Chino

    ResponderEliminar
  7. Espero que en el análisis de quién fue funcional a Menem tengas tiempo de llegar hasta el espejo. Y si profundizás un poquito más también podrías llegar a analizar qué general estuvo detrás del nacimiento de la triple A. Y quienes le fueron funcionales.

    ResponderEliminar
  8. Navegando en la red, veo que, aludiendo a esos años de la Primavera democrática en que la JI crecía aluvionalmente, me han mencionado en estas páginas junto a Rabanaque (!!!; podrían haber recordado algún referente más coherente como Lorences o Monserrat). Creo que en esos años la presencia y el protaagonismo de la JI-PI fue más consistente y articulada de la que se trata de ofrecer en estas páginas. De todos modos, les agradezco que hayan recordado la importante presencia y el protagonismo que desempeñamos los miles y miles que desfilábamos y militábamos en la rojinegra en los primeros años 80'. Mientras el PJ en esos años apoyaba la autoamnistía de los militares y eran muy pocos los sectores que proviniendo del peronismo (sobre todo Intransigencia y Movilización y después parte de la renovación, no toda) se sumaban en la lucha por los los DDHH, los intransigenes allí estábamos siempre en la calle, junto a los organismo, por la aparición con vida, con los organismos y contra el punto final y obediencia debida. Sigue pendiente un estudio que valore cabalmente el rol y el protagonismo del PI y la JI ene sos primeros años de la democracia. Un saludo. Franco

    ResponderEliminar

Volvemos a dejar libre la posibilidad de comentarios. Estuvimos obligados a moderarlos por la cantidad de trolls que intentaban desvirtuar el debate. Pero bueno, preferimos que sean ustedes mismos los que, coincidan con nosotros o no, pero perticipan de buena leche; quienes ignoren a los tontos o maquinas de ensuciar, hasta que eliminemos su mugre.